La igualdad de género en Japón vuelve a retroceder: El índice de brecha de género de Japón 2019 establece un mínimo histórico, 121°, el más bajo del G7.

El 17 de diciembre se anunció la edición de 2019 del “Índice Global de Brecha de Género” del Foro Económico Mundial (WEF, en inglés), que compara las disparidades de género por país.

El índice de brecha de género es un índice que mide los campos económico, educativo, de salud y gubernamental, y que analiza las disparidades de género en cada país basado en 14 elementos en cuatro campos. Japón ocupó el puesto 121 entre 153 países encuestados.

Incluso fue inferior al lugar 114 del 2017 (144 países en el mismo año), el ranking más bajo de la historia. Fue el más bajo entre las 7 mayores potencias (G7).

El Índice de Brecha de Género es un índice que analiza las disparidades de género en países basado en 14 elementos agrupados en cuatro campos: economía, educación, salud y política. Una característica de este índice es que no evalúa el nivel de desarrollo nacional en cada campo, sino que se centra únicamente en las diferencias de género.

El puntaje de los cuatro campos está determinado por el puntaje de cada una de las subcategorías. Al sumar las subcategorías, se aplican medias que tienen en cuenta el sesgo de la desviación estándar. Sin embargo, la puntuación total calculada a partir de las puntuaciones en los cuatro campos es el promedio de la suma de estos. El puntaje es un valor numérico en el que 1 es igualdad total de género y 0 es desigualdad total.

¿Por qué Japón tiene una calificación tan baja? ¿Qué ha cambiado desde el año anterior?

Brecha de género en Japón Image by tookapic from Pixabay

La razón principal por la que Japón se ha mantenido bajo año con año es que los puntajes económicos y políticos son extremadamente bajos, los cuales están por debajo del 100. La tendencia no mejoró este año, con la economía en el puesto 115 (117 en 2018) y la política en el 144 (125).

Comparado con los cuatro campos en 2018, la economía y la salud han aumentado ligeramente, y la política y la educación han caído.

La caída de este año en estos campos también es un factor importante en el sector educativo. En educación obtuvo el lugar 91 (65 en 2018), y en las subcategorías, la tasa de matrícula en educación secundaria cayó al lugar 128 (1), lo que cambió en gran medida la clasificación general.

Japón tiene un desempeño relativamente bueno en el campo de educación y salud, pero muchos otros países también han obtenido puntajes altos, por lo que la diferencia puede ampliarse y el puntaje disminuirá significativamente. 

Economía

El desglose por elemento de evaluación en la categoría “Oportunidades económicas” muestra la disparidad de género en ingresos (lugar 108, puntaje de 0.541), puestos gerenciales (lugar 131, puntaje de 0.174), brecha en profesionistas y tecnología (lugar 110, puntaje de 0.680). Estas subcategorías han tenido un impacto importante.

Por otro lado, la tasa de participación laboral (lugar 79, puntaje de 0.814) y la disparidad salarial de género (lugar 67, puntaje de 0.672) en el trabajo nunca han sido buenas, pero la disparidad en comparación con otros elementos es relativamente pequeña.

Política

En la evaluación del área de “participación en la toma de decisiones políticas”, se utilizan las tres siguientes subcategorías: proporción de hombres y mujeres en el parlamento (lugar 135, puntaje de 0.112), la la taza de ministras (lugar 139, puntaje de 0.056), y el número de primeras ministras en los últimos 50 años (lugar 73, puntaje de 0).

Educación y Salud

En las áreas de educación y salud, Japón tiene un puntaje alto cercano al puntaje perfecto. Sin embargo, dado que muchos otros países también obtuvieron puntajes altos en este campo, la clasificación no aumenta si los otros campos son bajos.

En el mundo, la participación de las mujeres en la política ha mejorado

Los principales países fueron Islandia, Noruega, Finlandia, Suecia y Nicaragua, de arriba a abajo.

En 2019, la brecha de género se redujo en general a medida que la participación de las mujeres en el campo de la política mejoró en todo el mundo. Mirando al mundo en su conjunto, el 25.2% de los miembros de la Cámara de Representantes (la Cámara de Representantes en Japón) y el 21.2% de los ministros eran mujeres, un aumento con respecto al 2018.

Por otro lado, solo 47 de los 465 escaños en la Cámara de Representantes de Japón son mujeres. La proporción es del 10.11% (a partir del 1 de diciembre), según la Unión Parlamentaria que ocupa el puesto 162 de 193 países.

Fuente

Rodrigo es Licenciado en Relaciones Internacionales por el ITESM, cuenta con Maestría en Negocios Internacionales por la Universidad de Suzhou. Se especializa en temas de Asia Oriental. Traductor e intérprete consecutivo de japonés, chino, inglés y español, cuenta con experiencia en la industria automotriz e inversión. Es fundador de Qualli, una empresa de traducción y consultoría comercial.